Saltar al contenido

El mundo al revés

Dragó citándome a mí... ¡bienvenidos al mundo al revés!

Un día leí que Internet es la mayor herramienta serendípica del mundo. Y es verdad. Cuando uno se pone a navegar siempre sabe cómo empieza pero nunca cómo acaba. Se inicia la búsqueda de algo, quizás una tontería, y se llega a un gran descubrimiento. Serendipity pura.

Por eso me gusta tanto navegar por la red. Una de las cosas que más me gusta hacer esas tardes tranquilas de domingo como hoy es buscar opiniones y comentarios sobre mi querido y cuidado libro Serendipity. Siempre me encuentro con pequeñas  pero agradables sorpresas. Y hoy, precisamente hoy, ha sido uno de esos días donde me he llevado una de las más grandes. Google me ha llevado a mi amigo Fernando Sánchez Dragó. Amigo quizás no es la palabra adecuada pero es la primera que me viene a la cabeza. Por si no lo recuerdan, el pasado mes de febrero fui invitado al programa Las Noches Blancas para hablar sobre serendipity y la búsqueda de la felicidad. Fernando leyó el libro y lo comentamos junto a otros invitados. Pues bien, algo debió ver en él ya que además de la invitación al programa por lo visto escribió también sobre el mismo. Y esa ha sido la sorpresa. Clickando aquí podréis leer la columna publicada en el periódico La Razón donde destaca el sentido del humor como fuente de la eterna juventud y donde también subraya la frase aparecida en Serendipity prestada del film coreano Old Boy.

Tengo en casa la mitad de la, por otro lado, extensa producción literaria de Fernando. Lo sigo desde hace años. Nunca pensé que él me leería a mí, y mucho menos que me citaría en La Razón o cualquier otro medio. Realmente el mundo está totalmente al revés.

Como digo en el último capítulo del libro, dejémos que la serendipity haga su trabajo, veamos a dónde me lleva todo esto. De momento ya puedo decir que es mucho más de lo que esperaba.

Gracias Fernando, los pequeños detalles son los que importan.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *